Son una opción recomendable para los usuarios que quieren obtener fotografías de calidad sin la necesidad de contar con una óptica reflex

Las cámaras digitales se dividen en el segmento alto de las cámaras reflex (DSLR) y el de las compactas, modelos estos más sencillos, baratos y con un tamaño inferior. Entre ambos grupos se sitúan las compactas avanzadas, que por algo más de dinero proporcionan mayores capacidades. En este artículo se repasan algunos de los modelos más relevantes.

Sin tener el tamaño de una reflex ni los objetivos intercambiables, permiten un control avanzado de algunos parámetros

A medio camino entre las compactas y las reflex se han situado las llamadas cámaras compactas avanzadas, que sin tener el tamaño de una reflex ni los objetivos intercambiables, permiten un control avanzado de algunos parámetros como la velocidad de obturación o la apertura, y ofrecen la posibilidad de grabar las imágenes capturadas en RAW. Éste es un formato que contiene todos los datos de la imagen tal y como ha sido captada por el sensor, sin la compresión ni pérdida de información típica de los filtros predeterminados. RAW permite, por tanto, que el usuario con posterioridad manipule la imagen a su gusto.

Canon dispone de varios modelos dentro de esta categoría. En la gama G, destaca el modelo Canon PowerShot G11, con un sensor CCD de diez megapíxeles y un tamaño de 1/1,7 pulgadas. Dispone de un zoom de cinco aumentos con estabilizador, lo que equivale a unas lentes focales de 28-140 milímetros, con una luminosidad "f" que va desde los 2,8 a los 4,5 (la numeración baja de la variable "f" supone una mayor luminosidad en la óptica).

foto9

- Imagen: Canon -

La pantalla LCD para la visualización de las imágenes es móvil, con un tamaño de 2,8 pulgadas y una resolución de 460.000 píxeles. La sensibilidad ISO va desde los 80 a los 3200, un rango de valor mayor que en una compacta normal, donde la sensibilidad ISO se sitúa entre los 100 y los 1.200. Permite guardar las imágenes en formato RAW e incorpora una zapata (anclaje) para flashes externos y otros accesorios. El precio está en torno a los 500 euros.

Otro modelo de Canon dentro de las compactas avanzadas es la cámara Canon PowerShot S90. Con un tamaño mucho menor que la G11, este aparato dispone de su mismo sensor CCD de diez megapíxeles y 1/1,7 pulgadas. Cuenta con zoom estabilizador de 3,8 aumentos en su objetivo 28-105 milímetros, con una luminosidad "f" entre 2 y 4,9. Por otro lado el rango de ajustes ISO va desde 80 a 3.200. Permite guardar imágenes en formato RAW y dispone de controles manuales. La pantalla LCD es de tres pulgadas con 460.000 píxeles de resolución y cuenta con salida HDMI para su conexión a un monitor o televisor externo.

foto7

- Imagen: Samsung -

A pesar de llevar varios años en el mercado, la Panasonic LX3 es una de las cámaras compactas avanzadas más demandadas por los usuarios. El pasado mes de octubre su fabricante lanzó la versión 2.0 del firmware (la parte del software que rige el funcionamiento del hardware), lo que añadió a esta cámara algunas nuevas funcionalidades y mejoras, aunque se espera que en fechas próximas sea sustituida por un nuevo modelo.

La Panasonic LX3 dispone de un sensor CDD de 10,1 megapíxeles y un tamaño de 1/1,63 pulgadas. La óptica está realizada por la legendaria marca Leica y monta un objetivo 24-60 milímetros con una luminosidad de "f" de 2 a 2,8. El monitor LCD es de tres pulgadas y 460.000 píxeles de resolución. El precio está en torno a los 500 euros.

La cámara Samsung EX1 es la apuesta de este fabricante en el campo de las compactas avanzadas. El sensor es CCD de 1/1,7 pulgadas y 10 megapíxeles, al igual que los modelos de Canon G11 y S9. Destaca por su zoom de tres aumentos con una óptica de 24 a 72 milímetros. con una luminosidad que va desde "f" 1,8 a 2,4, lo que la convierte en una de las cámaras compactas más luminosas del mercado.

La pantalla de tecnología AMOLED (que permite un mayor contraste y visibilidad a plena luz del día) es de tres pulgadas. Estará a la venta en abril por unos 450 euros y es un opción muy recomendable.

foto10

- Imagen: Casio -

Para terminar, uno de los últimos modelos presentados es la Casio EXILIM High Speed EX-FH100. Esta cámara, que fue una de las triunfadoras en la pasada feria CES 2010 de Las Vegas, dispone de un sensor CMOS de 10,1 megapíxeles, con un tamaño 1/2.3 pulgadas y retroiluminado para dar mejor respuesta a valores ISO altos. Dispone de un zoom angular de 10 aumentos, que equivale a una óptica de 24 a 240 milímetros, con una luminosidad "f " entre 3,2 y 5,7. Permite guardar imágenes en formato RAW y vídeo en formato HD 720p. La pantalla LCD es de tres pulgadas y 230.000 píxeles. Está a la venta desde marzo por 299 euros.